Inicio » 2013 » mayo

Monthly Archives: mayo 2013

El individualismo y egoísmo de la izquierda

Sebastián Piñera anunció la creación del “Bono de Maternidad” que busca aumentar la tasa de natalidad incentivando la procreación de más de dos hijos, porque según el, Chile caería en crecimiento negativo en el futuro con la actual tasa de natalidad. De inmediato, todos los grupos de izquierda lanzaron un alud de críticas a la medida, considerando una aberración que el gobierno quiera que las madres paran más de dos hijos.

El artículo más destacado fue el de Vanessa Rivera, una periodista y feminista, que tuvo más 10 mil shares solo desde su blog. Ese texto es el individualismo en su máxima expresión y muy representativo de una corriente de pensamiento que terminará socavando nuestra sociedad. Más aun, ese texto es un desprecio a la maternidad.

Dice:

“Parece que, después de todo, las mujeres no hemos hecho lo suficiente por Chile, ya que nuestro único deber es parir hasta la muerte; si no lo hacemos, el futuro del país se pone en riesgo. No quiero suponer que piensa de mí, ya que yo tengo una sola hija. Si a mi flojera reproductiva, le suma que soy de izquierda y totalmente anti-imperialista, anti-fascista, anti-capitalista, anti-patriarcal, tal vez califique para uno de los delirios paranoicos de Hinzpeter sobre seguridad nacional.

De nuevo, somos las mujeres las culpables de que este país enfrente un potencial desastre de proporciones, en el mediano y largo plazo. Las mujeres, siempre las mujeres, que retardamos la maternidad por estudiar y trabajar; las mujeres, que trabajamos más por menos dinero; las mujeres, que tenemos doble jornada… en fin.

Seamos serios, usted dice que hay que aumentar la tasa de natalidad en Chile, si no queremos enfrentarnos al desastre económico… que afectaría a los que siempre se han beneficiado de las ventajas del capitalismo, entre ellos usted mismo: Se están quedando sin trabajadores para explotar, por eso les interesa fomentar la natalidad. Para asegurar las ganancias de sus empresas. A usted no le interesa el desarrollo de las mujeres como madres, sino asegurarse que los grandes capitales tengan suficiente mano de obra barata, que alimente el sistema que los enriquece y mantenga en el punto justo la brecha de desigualdad, en la cual todo abuso se vuelve relativo.

Nos está pidiendo que pongamos nuestros úteros al servicio de su cuenta bancaria, para evitar el “Crecimiento Negativo”

Crecimiento negativo, es carecer de derechos reproductivos y pagar con la cárcel o la muerte un aborto mal hecho.

El bono de maternidad propuesto en su discurso, atenta contra las posibilidades de desarrollo de las mujeres: Usted nos quiere como madres y esposas, encerradas en casa y sin tiempo para pensar en otra cosa más que en criar y “prestar el cuerpo” a los maridos, para producir vida en el nombre de la Patria.

En todos los casos, serán esclavos del capitalismo que usted y muchos que gobiernan con usted, contribuyeron a levantar en este país desde sus bases. Serán esclavos mal pagados o profesionales endeudados o familias cargando con la frustración de haber tenido que elegir a quien de sus hijos e hijas dar oportunidades.”

etc., etc., etc.

 

Los izquierdistas se quejan bastante de la vida, y se sienten explotados y esclavizados, pero la realidad es que ni en la URSS ni en Cuba (que recibía miles de millones de dólares anuales en subsidios desde la URSS además de que le compraban todo) nunca pudieron elevar significativamente los niveles de vida de sus ciudadanos. Ni en Cuba ni en la URSS había ricos, no existía el 1 % que succionara la riqueza de los demás y aun así todos eran de clase media baja, rayando con la clase baja alta.  Ver tema: La improductividad agrícola en el comunismo

Las izquierdistas feministas específicamente, no quieren ser mujeres, sino que quieren ser exactamente iguales que los hombres en todo. No quieren parir, no quieren asumir las responsabilidades inherentes a su género, no quieren sacrificarse, están inmersas en una cultura de individualidad, egoísmo y comodidad. Si todas las mujeres fueran como Vanessa, la humanidad no existiría.

Así que la situación es que muchas mujeres de hoy día no quieren ser mujeres. No quieren parir, no quieren asumir las responsabilidades inherentes a su género, no quieren sacrificarse, están inmersas en una cultura de individualidad y comodidad. ¿Hacia dónde vamos?

Como dijo Gandhi, que la gente siempre tiende a recordar sus derechos pero a olvidar deberes.

O como dijo John F. Kennedy: “No preguntes que va a hacer el gobierno por ti, sino que vas a hacer tu por tu país”.

También antes de ayer, el Papa Francisco criticaba el hecho de que las parejas quieran tener un solo hijo y lo atribuyó a la “cultura de comodidad” y “lo provisional”. -“no, no quiero más de un niño, porque entonces no podremos irnos de vacaciones, no podremos ir a tal lugar, no podremos comprarnos una casa”- dijo Francisco.

 

Lo ideal fuera que todas las madres tuvieran 3 hijos. Ningún sistema económico  puede sostenerse si las madres dan a luz a un solo hijo. Más que crecimiento económico, una baja tasa de crecimiento demográfico afecta específica y puntualmente al sistema de seguridad social. Se hace cada vez más difícil proveer las atenciones necesarias para personas mayores. El sistema es un esquema piramidal Ponzi. Necesariamente tiene que haber una cantidad cada más grande de nuevos miembros para poder sostener a los más antiguos. Si la cantidad de nuevos miembros empieza a contraerse, entonces llega un momento en que el sistema colapsa.

Mirémoslo a nivel microeconómico: si una madre tiene tres hijos, estos podrán proveerle más adecuadamente de recursos económicos necesarios cuando cese de laborar que si hubiese tenido uno solo. Además, si cae enferma, alguno de ellos podrá cuidarla mientras los otros dos proveen los recursos económicos. Si tuviera un solo hijo, no pudiera cuidarla y tampoco proveerle de recursos económicos adecuadamente y moriría en muy precarias condiciones.

 

Existe el mito ampliamente creído en la izquierda de que el planeta ya no puede sostener a más personas y que por lo tanto, la procreación se debería desalentar, en vez de alentar.

La teoría económica actual de la sostenibilidad de recursos contradice la de Malthus:

“Mientras más individuos capacitados existan en una economía, habrán más personas ingeniosas de elaborar nuevos y más eficientes procesos de producción”. La teoría se ha cumplido hasta ahora y hasta aquellos recursos que se creían muy limitados no se han agotado y el consumo de estos tampoco ha disminuido, sino que ha aumentado. A finales de los 70 se creía que el petróleo no existiría para el año 2000. Pero cada vez se siguen encontrando nuevos yacimientos de petróleo y nuevas formas de obtención, y las subidas de precios incentivan esas cosas. Ahora se extrae petróleo a miles de metros de profundidad marina y hasta se extrae de las rocas (del cual se cree existe la misma cantidad que en estado normal).  Además se encuentran también nuevas formas de energía que sustituyen al petróleo. Ahora se utiliza gas natural para los vehículos (no confundir con GLP), el cual es un combustible limpio, abundante y seguro. Ver tema: La conversión de vehículos a gas natural: un palo!! ¿Cómo cálcular tu ahorro?

También en el sector alimenticio, gracias a las nuevas maquinarias, las técnicas mejoradas y la introducción de nuevas variedades de cultivos de alto rendimiento; la producción agrícola se multiplicó exponencialmente durante los años 70 en la llamada “revolución verde”.

Hace tan solo 200 años (cuando nació el capitalismo) había mil millones de habitantes en nuestro planeta R, y el 99 % de la población solo tenía lo que necesitaba para subsistir, y se planteaba que el crecimiento de la población era insostenible bajo cualquier sistema económico. Ahora hay 7 mil millones y al menos la mitad tiene cosas más allá de lo mínimo necesario para sobrevivir. Los pobres tienen ahora televisión por cable (por antena de windtelecom o por satélite de Claro), tienen lavadoras, celulares, motores y hasta es posible ya también que una familia de clase baja pueda comprarse una desktop usada (pero aun así muy eficientes) a 4 o 5 mil pesos con monitor, teclado, financiamiento y todo o sino van a un cybercafé a 15 pesos la media hora.

La teoría de Malthus resultó estar muy equivocada. Hoy día la población del planeta es 7 veces mayor y aun así tenemos mucho mayor calidad de vida y mayor expectativa de vida.

El caso es que en el mundo siempre existirán recursos más que suficientes para todos, y de forma tal que todos puedan alcanzar un alto grado de bienestar incluso con la existencia de acumulación de riquezas; pero sucede que muchos individuos o colectivos no saben cómo obtenerlos y aprovecharlos de la mejor manera.

 

 

madre

Anuncios

El pago de intereses relativo al PIB: el mejor indicador para evaluar la situación de la deuda

Mucho se habla de la deuda con relación al PIB. Sin embargo, este es un índice muy parcializado para evaluar la capacidad de pago de un país. Los países desarrollados se financian totalmente a través de la emisión de sus bonos; diferente de nuestro país, que accede al crédito fundamentalmente a través de la banca privada internacional y local y organismos multilaterales como el BID, BM, y FMI. Para pagar las amortizaciones de capital de la deuda que se vence, simplemente se emiten nuevos bonos. Esto significa que la única carga real es el pago de intereses. El único desembolso que hace el gobierno es el pago de intereses. Por eso, Japón tiene una deuda del 214 % del PIB, pero como los intereses que paga por los bonos que emite a 10 años son de menos del 1 %, por eso es que todavía están a flote. España, con una deuda del 85 % del PIB llegó a pagar el año pasado tasas de casi el 7 % por sus bonos a 10 años y estaba al borde del colapso. Esto quiere decir, que por cada 100 pesos emitidos, en 10 años deberá pagar 70 pesos de interés; pero ya ahora este año está pagando 4 %. Nosotros a través del FMI accedemos a tasas de 3%, a través de los bonos 6 % y con la banca privada local 10-13%. En 2010 un 67.1 % de nuestras deudas contraídas por el sector publico no financiero era extranjera pagando unas tasas promedio ponderadas de 3.8 %; y un 32. 9 % era interna pagando unas tasas de interés promedio ponderadas de 13.2 % y un 6.9 % si combinamos tanto externa como interna R, pero nuestra deuda relativo al PIB es de solo 45 % en 2012. Por todo esto, para comparación internacional, el mejor índice es el pago de intereses relativo al PIB. Relativo al PIB pero no a los ingresos fiscales, porque un país puede tener muy baja tributación y por eso tener la relación ingresos fiscales muy alta. Los críticos del indicador interés/PIB advierten que este puede crecer mucho más rápido que la relación deuda/PIB.

El gobierno federal de Alemania tiene una deuda del 80 % de su PIB y su servicio de deuda total representó en 2012 un 9.1 % de su PIB, mientras que en nuestro país solo un 4.7 %. Pero de ese 9.1 % solo un 1.2% del PIB fue destinado al pago de intereses, mientras que en nuestro país un 2.0 %.

En 2012 en nuestro país se dedicaron un 15 % de los ingresos fiscales al pago de intereses. En EUA en 2010 solo un 9.9 % de los ingresos del gobierno federal se usaron para pagar intereses y para el año 2017 se estima será de un 15.3 %, mientras que los gobiernos estatales y locales en 2010 utilizaron un 4.1 % y en 2017 utilizaran un 4.2 % de sus ingresos para pagar intereses. Federal, estatal y local en conjunto (gobierno general) para 2010 6.8 % y para 2017 un 10.2%. El servicio de deuda total del gobierno federal de Estados Unidos representó en 2012 un 19 % del PIB y un 123 % de sus ingresos.

 

Grafica actualizada 2

Notas y referencias de las gráficas

 

Si nos fijamos en las gráficas, notamos que nuestros servicios de deuda y pagos de intereses relativos al PIB, están en niveles aceptables. Los pagos de intereses en nuestro país representaron un 2.0 % del PIB en 2012. En 2010 el pago de intereses de los gobiernos generales en Alemania fue de 2.5 %, en Uruguay fue de un 2.4 %, en Estados Unidos 2.2%, Costa Rica un 2,1 %, Panamá 3.1 % y Brasil 3.8 %. Si tomamos en consideración que de este 2.0 % del PIB que pagó nuestro país en intereses en 2012, todo un 1 % del PIB correspondieron a pagos de intereses a la deuda que tiene el gobierno con el Banco Central por el rescate del fraudulento y quebrado banco Baninter en el 2003; entonces podemos asegurar nuestros niveles de endeudamiento se han manejado bastante bien. Debemos notar también que estos son datos de 2010 para el resto de los países, pero para 2012 deben estar muchos altos, debido a la crisis financiera que ha desacelerado el crecimiento de las economías y hecho incurrir a los gobiernos en déficits para cubrir las caídas en los ingresos. Costa Rica lleva con este año 2012 3 años consecutivos de déficits fiscal en 5 % del PIB  R1pág.175, R2 y en Estados Unidos llevan 4 años con déficits superiores al 7% del PIB. De hecho, para el gobierno general de EUA se proyecta que para 2017 el pago de intereses será del 3.6 % del PIB. Para 2013 en nuestro país se presupuestó el pago de intereses en 2.6 % del PIB.

La dificultad radica en nuestros bajos ingresos tributarios respecto al PIB, de los más bajos de Latinoamérica. El pago de intereses relativo a nuestros ingresos fiscales es el más alto de toda la región. Es de un 15 %. En 2011, la recaudación tributaria promedio en América Latina fue de 19%. Hasta Haití tuvo una recaudación mayor que la de nosotros. Apenas recaudamos 12.78 % del PIB. Solo Guatemala, Venezuela y México recaudaron menos que nosotros, pero estos dos últimos no necesitan recaudar muchos tributos dados los enormes ingresos fiscales que obtienen de la venta del petróleo.

Los verdaderos culpables del prolongamiento de la agonía en España y Grecia

Lo que ha matado a España no ha sido la política de austeridad, sino la mala evaluación y saneamiento de sus bancos. España debió haber recibido el rescate bancario en 2008 no en 2012. Si lo hubiera hecho así, ya hubiera superado su crisis. Lo ideal para cualquier país en crisis económica es que su gobierno mantenga el nivel de gastos para no ser otro factor más de desequilibrio en la economía, pero si España no hubiera aplicado medidas de austeridad, los intereses anuales que paga por su deuda hubieran llegado a la estratosfera, debido a que el mercado estaba muy renuente a seguir financiando la deuda española. En Estados Unidos fue posible no solo mantener el nivel de gastos, sino también aumentarlo considerablemente durante mucho tiempo (estímulos). Pero Estados Unidos sí tenía la capacidad para ello debido a que los inversores de todo el mundo corrían a prestarle a su gobierno y a intereses bajísimos. Siempre y cuando un país tenga niveles de deuda sostenibles, es válido aumentar el nivel de gastos para paliar los efectos de una crisis económica. Ahora bien, los estímulos fiscales no son necesarios e indispensables para detener la caída en espiral de la economía, de hecho ni siquiera son estos los que la frenan, sí lo es y lo hace la resolución directa de los problemas estructurales de la economía, como el saneamiento de los bancos (mediante medidas fiscales y monetarias, como el TARP y el Q1). Ver tema: ¿Cómo se frena la caída en espiral de una economía?

Grecia es otro país que lamentablemente no se le puede pedir estímulos fiscales. Excesivamente endeudado, no tiene ninguna capacidad de pago. De hecho, los acreedores de Grecia tuvieron que aceptar un quita del 50 % de la deuda. Pero en Grecia tampoco ha sido la austeridad la que la ha matado, sino la incertidumbre.

En Grecia, debido al temor de los ciudadanos de que el gobierno convirtiera en dracmas los euros de sus cuentas bancarias, realizaron masivos retiros y guardaron sus euros debajo del colchón o llevados a cuentas bancarias del extranjero. Entre 2009 y 2012 los griegos retiraron de los bancos 80 mil millones de euros en un país de solo 10 millones de habitantes. En un solo día, el 14 de mayo de 2012, retiraron 800 millones de euros. Si los griegos no hubiesen temido que su país abandonaría el Euro nada hubiese pasado.

Lo que ha hundido la economía griega no ha sido la austeridad en sí misma, sino la enorme incertidumbre y estrés financiero, la incapacidad para formar un gobierno, la ambivalencia política. Si Grecia no hubiese tenido un sistema parlamentario y hubiese tenido líderes más decididos y una clase política menos antagónica, ya hubiese salido de la crisis. Los sistemas parlamentarios proporcionales hacen imposible la gobernabilidad en tiempos difíciles o en sociedades fragmentadas. No hay acuerdo para nada y el gobierno se disuelve sin cumplir el plazo estipulado. No hay cosa que socave más a una economía que la ambivalencia política y eso es lo que tuvo Grecia durante 4 largos años.